Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 10/08/07

Fuente: Noticiasdot.com

Tras largo tiempo de discusión sobre la inclusión o no del software de virtualización Xen en el núcleo del sistema operativo del pingüino, finalmente esta ha sucedido, convirtiendo a Linux en el primer sistema operativo de los “grandes” en tener una solución de virtualización integrada en el núcleo.

Guillem Alsina (guillem@imatica.org) -Xen es un proyecto de hypervisor (término que identifica un software de virtualización) iniciado en la Universidad de Cambridge cuyas primeras versiones públicas vieron la luz en 2003, y que necesita que el sistema operativo a virtualizar sea modificado, aunque desde la versión 3.0 se puede ejecutar Windows sin requerir ninguna modificación.

Es especialmente popular entre los sistemas de software libre, ya que el mismo proyecto lo es, permitiendo modificar su código fuente para adaptarlo cada vez a un mayor número de sistemas operativos. Actualmente se ofrece soporte oficial para diversas distribuciones de Linux (openSUSE, Fedora Core, Ubuntu o Debian entre otras) y OpenBSD.

Aunque integrado en algunas distribuciones de Linux (incluso podemos descargar de Internet un Live CD de Xen dedicado a mostrar las bondades de este software de virtualización), se discutía desde hace algún tiempo si se debería integrar en el propio núcleo del sistema, permitiendo de esta forma que la virtualización mediante Xen estuviera disponible para todas las distros y usuarios, un paso que tenía muchos más admiradores que detractores.

Un movimiento clave en el sector de los servidores

Actualmente las tecnologías de virtualización tienen su campo de acción principal en el terreno de los servidores, precisamente en el que Linux ha conseguido el reconocimiento mundial y plantarle cara a Windows más que en el campo de los desktop o máquinas de escritorio.

La integración de facilidades para la virtualización en el propio núcleo del sistema con el consecuente aumento de rendimiento, será sin lugar a dudas un gran aliciente para que las compañías que aún no se han decidido a migrar hacia el sistema del pingüino se lo piensen, e incluso puedan hacerlo aquellas que a priori no tenían intenciones de realizar dicho movimiento.

Una tendencia imparable

Ni los dispositivos más pequeños se salvan de una tendencia -la virtualización- que ha experimentado un incremento notable en los últimos meses gracias a software como VMware, Virtual PC o el mismo Xen.

Las máquinas virtual hardware y los programas de virtualización han dejado de ser aquellos simples “juguetes” que permitían ejecutar un sistema operativo dentro de otro para probar novedades o, símplemente, aprender cosas nuevas sin abandonar la comodidad del sistema conocido y con el cual la máquina ya funcionaba a la perfección. Actualmente son piezas de software perfectamente engrasadas que permiten la ejecución simultánea de diversas instancias de un mismo sistema operativo, cada una de ellas ejecutando un servicio o una funcionalidad determinada dentro de una misma máquina física o conjunto de máquinas.

Incluso -y por motivos básicamente de estabilidad y seguridad- el paradigma de la virtualización se ha llevado hasta dispositivos móviles como teléfonos para separar las aplicaciones como videojuegos o agenda de las funciones propias de la telefonía móvil como atender o realizar llamadas. De esta forma, un cuelgue inesperado en un videojuego no afecta a todas las funciones del teléfono, pudiendo reiniciar el terminal sin dejar de recibir una llamada, algo muy importante en plena era de la comunicación.

Más información:

Linux: Xen Merged | KernelTrap
http://kerneltrap.org/node/13917

Read Full Post »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 101 seguidores