Fuente: kriptopolis

Chrome te pareció rápido, ya te aviso que con Minefield alucinarás. Minefield incorpora (por fin y aunque desactivado por defecto) TraceMonkey, considera uno de los motores javascript más rápidos y que incorpora un compilador JIT (Just in Time).

Para probar Minefield hay que descargarse una “nightly build” (a diferencia de Chrome ya hay versiones para Windows, Linux y Mac) y proceder a instalarla. A continuación teclearemos el típico “about:config” en la barra de direcciones. Una divertida pantalla nos avisa de que “perderemos la garantía” por realizar modificaciones:

No nos importa eso, así que en el campo “Filter” buscamos las claves “javascript.options.jit.content” y “javascript.options.jit.chrome” y mediante el botón derecho pulsamos sobre “Toggle” (conmutar) en el menú conextual, poniendo ambas a “True”:

Listo. Al menos yo en mi Mandriva Linux nunca había navegado tan rápido. Pero ojo: si Chrome era una beta, debo advertir que Minefield es sólo una alpha, así que no sirve para sustituir a tu navegador, sino sólo para experimentar la velocidad (con todas las precauciones que recomienda Tráfico ;). No pidamos -aún- demasiadas peras al olmo…

Referencias: