Etiquetas

Fuente: barrapunto

En Slashdot se hacen eco de la red RetroShare, que permite compartir archivos de manera privada y segura. Cumple con los requisitos para ser considerada una Darknet, i.e. no permite la monitorización externa por terceros que no estén dentro de la red. Esto sería una vuelta de tuerca más sobre protocolos de intercambio entre desconocidos, evitando que autoridades y empresas privadas puedan inspeccionar el contenido.